Capítulo 4 : Toca y secuencia instrumentos virtuales

En el presente capítulo del curso de producción musical con Linux vamos a tratar de un importante tema que hasta ahora solamente habíamos tocado de lejos: los secuenciadores MIDI y los instrumentos virtuales.

Recuerda que en los pasados capítulos nos familiarizamos con los editores de audio, cajas de ritmos y secuenciadores de audio.

Además, la última parte del capítulo está dedicada a aplicaciones para DJs y otras utilidades para directo. No te pierdas las infinitas posibilidades que te ofrece sooperlooper para crear sonidos en directo.

missing_screenshot

Index

Rosegarden

Rosegarden es un secuenciador MIDI y un sistema de notación musical muy potente. Su interfaz gráfico de usuario, basado en el escritorio KDE, es muy agradable y consistente.

La versión de Rosegarden que podrás encontrar en cualquier distribución moderna de Linux, es la 1.0 o incluso mayor. Esto significa que sus desarrolladores consideran que se trata de una versión completa y estable, opinión que es compartida por nosotros.

Si buscamos un programa parecido a Rosegarden en la arena del software propietario éste seguramente sería Cubase, ya que los dos cubren la mayor parte de funcionalidades que se pueden esperar de un secuenciador: Secuenciación de MIDI y audio, edición de partituras y de eventos MIDI en modo pianola (o editor de matriz) e instrumentos virtuales.

En cambio, Ardour, el secuenciador de audio de Linux que vimos en la pasada entrega del curso, no tiene funcionalidades de secuenciación y edición MIDI.

De todas formas no esperes encontrar un clon de Cubase en Rosegarden ya que existen muchas diferencias entre el modo de funcionar de ambos, y que la funcionalidad de edición de audio en Rosegarden es (todavía) muy primitiva comparada con Cubase o con Ardour.

missing_screenshot
Rosegarden, un excelente secuenciador MIDI y editor de partituras para Linux

Por lo tanto, en el presente artículo no hablaremos de la funcionalidad de audio con Rosegarden.

Recuerda que JACK permite que Rosegarden pueda reproducir sincronizado con Ardour e intercambiar audio entre aplicaciones. Este espíritu cooperativo con el que las aplicaciones de Linux trabajan incentiva que los desarrolladores usen estándares "de facto" que, a su vez, repercuten beneficiando a la potencia de las aplicaciones individuales.

Ahora veremos que los eventos MIDI también se pueden enrutar entre distintas aplicaciones, por lo tanto las posibilidades son infinitas.

missing_screenshot
Rosegarden envía los eventos MIDI, ZynAddSubFx genera el audio y Ardour lo graba.

Instálate Rosegarden

Instálate Rosegarden de la misma forma que las demás aplicaciones que vemos en este curso. Es decir, buscala en tu gestor de paquetes. Si tu distribución es moderna no tendrás ningún problema para encontrarla. Nosotros hemos hecho las pruebas con Ubuntu (hoary y breezy.)

Ojo que el paquete se llama Rosegarden4. Esto es así para diferenciarlo de otro programa más antiguo llamado simplemente Rosegarden.

Si tienes una distribución basada en Debian y lo prefieres instalar desde la consola puedes hacer simplemente:

sudo apt-get install rosegarden4

Recuerda que una forma muy cómoda para abrir aplicaciones es usando el lanzador de aplicaciones, normalmente accesible mediante las teclas Alt-F2.

Entrando en el jardín

En el menú principal ve a Archivo, Abrir. Si de entrada no salen los archivos de ejemplo, sitúate en el directorio de datos de Rosegarden, que probablemente será /usr/share/apps/rosegarden4/examples/, y abre uno de los ejemplos del directorio.

La mayor parte de la ventana principal está ocupada por las pistas del arreglo. Las rallitas horizontales que se observan dentro de las regiones de las pistas corresponden a las notas MIDI que contienen.

El caso general es que al darle al botón Play, tu tarjeta de sonido no reproduzca nada (a no ser que tu tarjeta disponga de un sintetizador interno)

Antes de nada vamos a poner en marcha un instrumento virtual basado en samples (o soundfonts) para hacer sonar Rosegarden independientemente de si tu tarjeta tiene sintetizador. Y Luego continuaremos la vuelta por Rosegarden.

Haz sonar un piano con QSynth

Instálate los paquetes qsynth, vkeybd, qjackctl y generalusers-gs .

El último paquete contiene los sonidos basados en tabla de ondas (o soundfonts) que vas a cargar en el QSynth. Si no lo encuentras, o simplemente quieres usar otros soundfonts, verás que es muy fácil encontrar archivos .sf2 en Internet. Te recomendamos la web http://www.hammersound.net, o el enorme directorio de linux-sound: http://linux-sound.org

Con el lanzador de aplicaciones (Alt-F2) abre el QSynth, el QJackCtl y el vkeybd.

Primero debes configurar el QSynth: abre la ventana de configuración con el botón Setup.... En la pestaña de Audio escoge alsa en el apartado Audio Driver (o bien escoge jack en caso que tengas el servidor de audio JACK en marcha)

En la pestaña Soundfonts tienes que añadir los ficheros .sf2 que quieras usar. Suponiendo que te has instalado el paquete generalusers-gs deberás seguir la ruta /usr/share/soundfonts/ y escoger el fichero .sf2 que empieza con GeneralUserGS. Este soundfont tiene todos los sonidos del estándar general MIDI.

missing_screenshot
Configuración de soundfonts del QSynth

Ahora es el turno de configurar QJackCtl. En pasados capítulos usamos el QJackCtl para poner en marcha el servidor de audio JACK y para establecer conexiones de audio entre aplicaciones. Pero en esta ocasión no es necesario poner JACK en marcha (aun que es opcional), simplemente usaremos QJackCtl para hacer conexionados de flujos de eventos MIDI. Para ello abre el panel de conexiones mediante el botón Connect y sitúate en la pestaña MIDI.

Como muestra la captura de pantalla, deberías ver, como mínimo, el Virtual Keyboard en el panel de la izquierda (Output Ports) y el FLUID Synth en el de la derecha (Input Ports).

Conecta el Virtual Keyboard con el FLUID Synth arrastrando un elemento encima del otro. Ahora haz clic encima de las teclas del teclado virtual y oirás el sonido de piano que produce el QSynth.

Quizás te extraña encontrarte con el nombre FLUID Synth en vez de QSynth. Pero esto tiene su explicación: QSynth no es mas que un front-end o interfaz gráfico por encima del sintetizador fluid synth.

Un truco que viene bien conocer consiste en tocar las teclas del virtual keyboard usando el teclado del ordenador. Simplemente ten en cuenta que debes "seleccionar" la ventana para mandar los eventos de teclado al virtual keyboard.

Evidentemente, el virtual keyboard es el recurso del "músico pobre". Si dispones de un teclado MIDI "real", ahora es el momento de sacarle provecho.

Conecta el cable MIDI del teclado al interfaz MIDI de tu tarjeta de sonido, o módulo MIDI externo si es el caso. En la ventana de conexiones MIDI del QJackCtl deberías ver el nombre de tu tarjeta o módulo MIDI. Conectarlo al QSynth y listos!

missing_screenshot
vkeybd para tocar, QSynth para reproducir y QJackCtl para conectarlo todo

De vuelta a Rosegarden

Si pretendes grabar MIDI del teclado, ya sea el virtual o el real, deberás conectar el teclado con Rosegarden utilizando el conexionado de QJackCtl.

En cambio, para conectar la salida del secuenciador Rosegarden al QSynth no se puede hacer desde el QJackCtl. Esta asimetría no nos gusta, pero los desarrolladores de Rosegarden nos dicen que tienen buenos motivos para "ocultar" los puertos de salida.

Para hacer este conexionado sitúate de nuevo en Rosegarden. Haz clic con el botón derecho encima de cada una de las pistas MIDI y escoge MIDI software device, MIDI software device #1.

Dale al Play y podrás oir la canción que tengas cargada en Rosegarden.

Principales vistas de Rosegarden

Rosegarden ofrece, principalmente, dos editores distintos de notas MIDI: el editor de pianola (matrix) y el editor de partituras (score).

Haz clic con el botón de la derecha sobre una región del arreglo y escoge Abrir en el editor de Matriz

missing_screenshot
Editor de pianola con controles de velocity

La edición en modo pianola es muy intuitiva. Se trata de una matriz donde el eje horizontal representa el tiempo y el eje vertical las notas del teclado. Esta forma de edición nos permite manipular las notas fácilmente y sin necesitar conocimientos de notación musical.

De forma intuitiva, con el ratón puedes añadir y borrar notas, moverlas o cambiar su duración. Si te molesta que las notas se "enganchen" a la rejilla y prefieres moverlas libremente, arrastra las notas con el botón izquierdo del ratón mientras pulsas la tecla Mayúsculas.

Como puedes observar, la duración de las notas viene representada por la longitud de los rectángulos (o notas) en la matriz. En cambio la intensidad se mapea en el color de las notas, que va desde verde para notas flojas, hasta el rojo para las notas más fuertes.

De hecho, en nomenclatura MIDI a la intensidad de la llama velocidad ya que lo que capta un teclado MIDI es la velocidad con la que se desplaza un tecla.

Por supuesto, también puedes editar la velocidad de las notas. Para esto, en el editor de pianola, ve a Ver, Mostrar regla de Propiedades de Velocidad

El menú Ver adicionalmente te permite añadir reglas para editar otro tipo de eventos como, por ejemplo, cambios de panorama, envío de efecto reverb, etc.

El editor de partituras

El editor de partituras de Rosegarden es la joya de la corona. Destaca por su potencia y facilidad para entrar partituras a mano o bién medio-interpretadas desde un teclado. Como se muestra en las capturas de pantalla, la interfaz gráfica está muy pulida y permite al autor de la partitura añadir marcas musicales y notas textuales.

missing_screenshot
El editor de partituras con control de volúmen y distintos tipos de comentarios del autor

Para abrir el editor de partituras simplemente haz doble clic sobre una región.

Por defecto la partitura se dibuja en una sola línea, pero también puedes trabajar en modo de página. Activa este modo en Ver, Modo de Formato, Formato de Página Continuo

Si lo que necesitas es una maquetación profesional de la partitura en papel Rosegarden permite exportar la partitura, en un solo clic, al formato Lilypond. Lilypond es una herramienta, parecida al LaTeX, que genera PDFs a partir de una documento de texto.

missing_screenshot
El editor de partituras en modo página

Algunos sintetizadores para Linux

Hemos visto que QSynth es un interesante instrumento virtual para hacer sonar un secuenciador MIDI. Pero, desde luego, no es el único. A continuación te destacamos tres sintetizadores que podrás usar con Rosegarden.

ZynAddSubFx

Este interesante sintetizador de nombre difícilmente pronunciable, es multi-plataforma Linux/Windows y usa tres técnicas distintas de síntesis: aditiva, sustractiva y espectral. La última técnica es usada para crear sonidos de "pads" o cojines. Aparte de la síntesis añade una sección de efectos de procesado.

Lo mejor de ZynAddSubFx es que por un lado es muy fácil de usar: viene con un montón de presets listos para usar de todo tipo de instrumentos, y por otro lado, permite la experimentación con un número enorme de parámetros y estrategias de síntesis.

Además se trata de un instrumento multi-tímbrico, con lo cual podrás usar tantos instrumentos a la vez como te permita tu CPU.

missing_screenshot
ZynAddSubFx viene con tantos parámetros que no te los terminarás

Alsa Modular Synth

La síntesis modular es una de las formas mas fascinantes de crear música electrónica. Los principios de la síntesis modular controlada por voltaje fueron desarrollados por el famoso fabricante de sintetizadores Robert A. Moog, a principios de los 60.

missing_screenshot
Un sintetizador modular real

Para instalarte Alsa Modular Synth, debes buscar el paquete de nombre ams. El ejecutable también tiene este nombre. Este sintetizador modular virtual emula técnicas de síntesis analógica, por ejemplo los osciladores controlados por voltaje y los filtros con 1V / Octava. Por lo tanto, es normal que el sonido de ams se parezca a los sintetizadores de antaño. Como, por ejemplo, las creaciones de Moog.

missing_screenshot
Alsa Modular Synth, la emulación software de los circuitos analógicos

Por supuesto viene con muchos presets y es totalmente controlable vía MIDI. Es muy recomendable usarlo con una controladora MIDI con muchos botones.

SpiralSynth Modular

Otro sintetizador modular pero con énfasis al uso de directo. Te permite manipular tanto señal de audio como de control. Lo puedes usar para crear sonidos de sintetizador tradicionales o bien sonidos muy experimentales. Los datos pueden ser retro-alimentados (feedback) a una misma unidad para crear efectos caóticos.

Otra característica interesante es que las unidades de procesado pueden desplegar un bonito y compacto interfaz gráfico con sus controles.

missing_screenshot
SpiralSynth Modular, un sinte para experimentar durante horas

Exporta el audio de los instrumentos a Ardour

Después de editar una partitura y seleccionar los instrumentos virtuales que la interpretan vamos a cerrar el círculo recogiendo este audio generado desde el secuenciador de audio Ardour.

Una vez tengamos el audio dentro de Ardour, podremos aplicarle todas las manipulaciones que ya vimos en el pasado capítulo (y también las que veremos en el próximo capítulo). Por ejemplo: editar y repetir regiones, mezclarlo con otras pistas de audio, aplicarle efectos, etc. En definitiva, todos los procesos de producción necesarios para obtener una canción bien acabada.

Inicia el servidor Jack

Como ya hemos hecho muchas veces, iniciamos el servidor de audio Jack usando la aplicación QJackCtl.

En primer lugar hay que asegurarse que los instrumentos virtuales están funcionando en modo clientes de Jack. Si como instrumento estás usando wl QSynth, ve a Setup..., y en la pestaña Audio escoge Audio driver: jack

missing_screenshot
Habilita Jack en QSynth

Con el servidor Jack activado ya puedes abrir Ardour.

Prepara el arreglo de Ardour

Crea una nueva sesión en Ardour (Session, New). Recuerda que Ardour siempre crea un nuevo directorio con el nombre de sesión que le des.

Crea una nueva pista estéreo: Session, Add Track/Bus y escoge stereo en el Channel configuration.

Ahora viene la parte más delicada: conectar la salida de QSynth a la entrada de la pista que hemos creado. Lo vamos a hacer desde el panel Connections de QJackCtl de forma muy intuitiva. Simplemente conecta los dos puertos de salida de QSynth con el in 1 e in 2 de la pista correspondiente de Ardour. (puedes hacerlo arrastrando un puerto encima del otro)

missing_screenshot
QSynth enchufado a una pista de Ardour

Hay otra forma, que consiste en hacerlo desde Ardour y es mucho más cómoda cuando tenemos muchas pistas en Ardour ya que es fácil enredarse con los cables de QJackCtl. Si quieres probarlo, ve al canal del mezclador correspondiente a la pista que hemos creado y pulsa el botón INPUT.

En este momento, si pones Rosegarden en reproducción, el vúmeter de la pista debería estar mostrando el audio que le entra.

Captura el audio

Primero "arma" la pista para grabar: haz clic en el botón r de la pista de audio. Ahora puedes empezar a capturar audio pulsando el botón Rec (círculo rojo) y Play de Ardour.

missing_screenshot
Capturando audio del QSynth desde Ardour

Sincroniza las aplicaciones

Si además quieres que Rosegarden y Ardour reproduzcan de forma sincronizada, Jack te permite hacerlo. Simplemente hay que activar la opción de sincronizar con Jack.

De esta forma puedes mover el el cursor (play-head) en una aplicación y automáticamente se moverá a la otra.

En el menú principal de Ardour ve a Windows, Options Editor, Sync y escoge Positional Sync: Sync with JACK y habilita la opción JACK time master

En el menú de Rosegarden, ve a Preferencias, Configurar Rosegarden4.... Ponte en la sección Secuenciador, Sincronización y escoge Modo de transporte de JACK: Sincronización

missing_screenshot
missing_screenshot
Configurando Rosegarden y Ardour para que vayan de la mano

Sooperlooper: loops en directo

Sooperlooper es un programa free software desarrollado por Jesse Chapell (también desarrollador esporádico de Ardour) que sirve para grabar bucles de audio y reproducirlos al instante. Está disponible para Linux y MacOSX

Es un programa inspirado directamente en una máquina llamada Echoplex, fabricada primero por Oberheim y más tarde por Gibson, la conocida marca de guitarras eléctricas. El Echoplex es una máquina hardware que se vende a nada menos que unos 2000€, accesorios a parte. En cambio Sooperlooper es software-libre y no cuesta nada.

missing_screenshot
missing_screenshot
La máquina echoplex original, basada en una cinta magnética en bucle

El trabajo con loops en directo lo desarrollan muchos músicos que gustan de construir canciones a partir de ir sumando bucles que graban en directo, y poder, por ejemplo, improvisar un solo de guitarra o cantar encima.

Como la mayoría de programas free-software, existe una comunidad de usuarios con una asidua comunicación y que cuenta además con el feedback del mismo desarrollador del programa. Esto permite hacer avanzar el programa y recoger las sugerencias e experiencias de los usuarios para implementar nuevas funcionalidades o corregir errores.

Sooperlooper (SL de ahora en adelante) funciona como programa cliente del servidor de audio JACK, del cual ya te hemos hablado en capítulos anteriores. Así que podrás beneficiarte de las ventajas de Jack y enviar audio de cualquier aplicación compatible hacia SooperLooper, o enviar tus loops recién construidos en SooperLooper, hacia programas como Ardour o a determinadas salidas de la tarjeta o módulo de audio. Las posibilidades para el directo son infinitas.

Primer vistazo

Sooperlooper nos muestra una pantalla con una o más máquinas de loop. Puedes añadir (o quitar) máquinas de loop en las preferencias del programa, hasta que tu ordenador diga basta.

Cada máquina tiene la capacidad de grabar, no solo una vez, sino de ir acumulando capas de sonido. Mediante los botones record, overdub, insert, substitute, replace, multiply, accedes a diferentes maneras de grabar sonido. Record es la función más básica, después con las otras funciones podrás añadir más sonidos encima, sustituir los que ya hayas grabado por otros, etc.

missing_screenshot
Sooperlooper con cuatro máquinas
Nota al editor: 
Los siguientes párrafo de esta sección son opcionales.
Se pueden eliminar empezando por el último.

Otra característica importante y necesaria que implementa SL es la sincronía entre los loops.

Es decir, cuando grabamos un loop en una máquina, y queremos añadir otro en la siguiente máquina, será básico que el segundo sonido que grabemos vaya sincronizado rítmicamente con el primero, y así sucesivamente. Básicamente, esto significa que queremos que todas las máquinas den la vuelta al loop en el mismo instante.

De lo contrario estaríamos grabando sonidos que sonarían simultáneamente pero de forma caótica y poco musical. Ten en cuenta que si eso es lo que buscas, SL también te permitirá trabajar sin sincronía aunque no te lo recomendamos en la mayoría de casos..

Una idea sencilla para empezar: graba un ritmo en la máquina Loop1 y unos acordes en la máquina Loop2. Utiliza los botones del panel Quantize Sync to, más las casillas Sync y Play Sync para activar y ajustar la sincronización entre las máquinas.

Empieza a tocar

Arrancando Jack, Sooperlooper y conectando un micrófono o instrumento a tu tarjeta de sonido, ya estarás listo para hacer tus loops en directo.

Lanza la aplicación QJackCtl, que arrancará el servidor Jack. Ejecuta SL, abre el panel de conexiones de QJackCtl y conecta los inputs de tu tarjeta de sonido (donde previamente has conectado tu micrófono o instrumento) a los inputs de SL. Puedes conectarlos a un input común (1+2) o bien a cada máquina de loop por separado, según la necesidad de cada sesión de trabajo.

Conecta las salidas de SL, las comunes o bien las de cada máquina por separado a la salida master de tu tarjeta de sonido, o bien según lo precises, a salidas independientes de la tarjeta. Oirás entonces el instrumento que tengas conectado a la tarjeta y todo lo que grabes en SL.

missing_screenshot
El panel de conexiones de QJackCtl con el input principal de la tarjeta de sonido conectado a SooperLooper y este conectado a la salida principal de la tarjeta de sonido.

SL dispone de atajos de teclado para la mayoría de sus funciones, así como la posibilidad de asignar las funciones del programa a teclados o superficies de control que utilicen MIDI.

Nota al editor: 
Los siguientes párrafo de esta sección son opcionales.
Se pueden eliminar empezando por el último.

Selecciona con los números de tu teclado la máquina en la que quieres grabar, dále a la tecla R de tu teclado y....estarás grabando! Cuando quieras parar, dále a R de nuevo o a la barra espaciadora para disparar el sonido que has grabado.

Ya puedes pasar a la máquina 2 y grabar otra cosa. Si tienes los botones de sincronía Sync y Play Sync activados, el Loop2 esperará a grabar a que el Loop1 empiece de nuevo su ciclo. Por lo podrás grabar lo que sea a tiempo con el primer sonido.

missing_screenshot
Vista general de SooperLooper, QJackCtl y su panel de conexiones en un ordenador Mac OS X

Guarda tus loops y sigue tocando

Nota al editor: 
Esta sección es opcional

Te animamos a que profundices en el programa y descubras todas las posibilidades que encierra. Ya verás como una vez iniciado en Sooperlooper, te será difícil prescindir de este magnífico programa. Mientras trabajes con el programa, siempre podrás guardar tus loops cómodamente como un archivo de audio, dándole al botón Save de cada máquina. Y si quieres cargar otra vez ese "grandioso" loop que grabaste en un momento de inspiración, podrás hacerlo mediante el botón Load. Además podrás hacer estas dos cosas mientras continuas haciendo música con SL, el programa ni lo notará.

Mixxx

Sin duda, las herramientas básicas e insustituibles para un disckjockeys (DJ), son un mezclador y un par de platos o CD. Sin embargo el mundo del software ha aportado novedades, además de comodidad, a los DJs de hoy en día. Mixxx es un programa free-software para pinchar, disponible en Linux, MacOSX y Windows. Es poco probable que, en este momento, lo encuentres dentro de una distribución generalista de Linux, pero puedes descargar un binario (instalable) en http://mixxx.sourceforge.net. No necesitarás compilarlo, aunque como todo software-libre tienes la posibilidad de hacerlo.

Que empieze la sesión

Mixxx dispone de dos "platos" o "decks" en inglés, para cargar canciones y reproducirlas. Cuenta con un mezclador de dos canales, correspondientes a las dos "decks", controles de ecualización, ganancia y un efecto de flanger. Además dispone del típico deslizador "crossfader" de las mesas de DJ, que permite "cortar" o alternar rápidamente entre los dos canales del mezclador. Està situado en el centro de la pantalla del programa. Su interfaz es sencillo y limpio y te permite concentrarte en la música que quieras pinchar. Puede leer archivos WAV, AIFF, MP3 y OGG. Instálalo y adentrate en él.

Localiza las canciones en tu disco duro y cárgalas en el programa mediante el panel central de Mixxx, que muestra la estructura de ficheros de tu disco duro a la izquierda y un espacio en blanco a la derecha. Los archivos que arrastres a la derecha irán conformando tu lista de reproducción o "playlist". Una vez en la lista, arrastra el nombre del archivo al espacio superior (el de los "decks") y suéltalo encima de uno de los dos espacios horizontales en blanco. Carga otra canción en el otro "deck" y dale al botón de play (con el siguiente icono: > ).

Nota al editor: 
Los siguientes párrafo de esta sección son opcionales.
Se pueden eliminar empezando por el último.

Para hacer la pre-escucha de la siguiente canción que quieras lanzar deberás hacerlo por los auriculares, sino todo el mundo oíra lo que estás planeando. Debes asignar el botón headphone del canal correspondiente, bajar el volumen y luego lanzar la canción, así solo la oirás por cascos y podrás prepararla para entrar en la mezcla. Para utilizar esta función necesitarás obligatoriamente una tarjeta de audio multi-canal. Es la única forma de poder tener dos salidas independientes, una para el master (lo que escuche tu audiencia) y otra para ti (headphones). Puedes asignar dichas salidas en las preferencias del programa.

Reproduce dos canciones y usa los controles de volumen y de equalizador para ajustar el sonido de cada canción. Con el crossfader podrás alternar entre las dos canciones de forma instantánea o bien lentamente, depende de como quieras hacer la transición entre canciones. Eso para empezar, a la que le eches unas horas descubrirás la efectividad del crossfader, del control de volumen y de la ecualización cuando se trata de pinchar.

missing_screenshot
Vista general de Mixxx con la función Sync activada.

Cuadra los beats y controla el Mixxx

Otras herramientas disponibles son el control de "pitch" y velocidad de reproducción. Moviendo los deslizadores de pitch, alterarás la afinación y la velocidad de reproducción de las canciones, y ello te permitirá lo que en lenguaje de DJ se conoce como "cuadrar" las canciones. Es decir, hacer que dos canciones suenen rítmicamente a la par, ajustando su velocidad de reproducción.

Puedes hacer esto de dos maneras: De oído: ejercita tu sentido del ritmo intentando igualar el ritmo entre dos canciones, utiliza los controles de play (>) y pausa (") para ello. Utilizando la función Sync: si ya sabes como cuadrar ritmos de oído, te damos permiso para que uses la función automática del programa a tal efecto. Después de unos 30 segundos de reproducción, el programa ha podido evaluar aproximadamente la velocidad en BPM (beats por minuto) de la canción que estés reproduciendo. Así que dándole al botón Sync en uno de los dos canales del mezclador, el programa igualará el tempo de una canción con la otra, modificando obviamente la velocidad y afinación de dicho canal.

Nota al editor: 
Los siguientes 3 párrafo de esta sección son opcionales.
Se pueden eliminar empezando por el primero y terminando por
el último.

Bajando o subiendo el "pitch", habrás logrado cuadrar el ritmo entre dos canciones, pero también habrás variado el "pitch" (la afinación) de esa canción. Hay que tener en cuenta este aspecto ya que un ajuste extremo de este control, resultará en una deformación audible de la música que quizás no desees. Así que el control de pitch y velocidad tiene obviamente sus limitaciones y no funciona con canciones que tengan tempos muy diferentes entre si. No intentes cuadrar una balada con una canción de punk. Aunque mejor pensado, inténtalo: puede ser interesante!

Mixxx puede ser utilizado con un controlador o teclado MIDI para mayor comodidad, también es controlable de una forma rápida y directa desde el teclado del ordenador. Editando un pequeño fichero de preferencias en tu ordenador podrás configurarlo a tu gusto.

Mixxx está en su versión 1.4.2 y seguro que en el futuro próximo irá implementando nuevas funcionalidades que enriquecerán a un programa que ya de por si constituye una muy buena alternativa libre y multi-plataforma a programas propietarios de referencia como Traktor.

Miscelànea

Rosegarden, Studio To Go! y los instrumentos DSSI

Rosegarden es sin duda, junto con Ardour una de las principales aplicaciones para la producción musical en Linux.

Además cuenta con el extra de estar muy bien traducido al castellano por Pedro Lopez-Cabanillas, también desarrollador habitual de Rosegarden.

También es cierto que la versión que encontramos en la distribución comercial Studio To Go! viene con algunos extras respecto a la versión en las distribuciones Linux generalistas. Esto es totalmente normal ya que detrás de la empresa (Fervent) que comercializa esta distribución especializada están los principales desarrolladores de Rosegarden.

Concretamente, el Rosegarden de Studio To Go! viene con la capacidad de cargar plugins de instrumentos virtuales DSSI. Esto supone que al guardar una canción también guardarás los sonidos que estés usando. DSSI es una arquitectura de plugins para Linux similar a VST/VSTi ya que a diferencia de los LADSPA permiten que los plugins tengan su propio interfaz gráfico. Y esto no es todo, también es posible usar VST-instruments de Windows. Para este fin, se usa un wraper-DSSI y Wine, un software que permite ejecutar binarios Windows desde Linux.

missing_screenshot
VST-instruments también en Linux

Referencias en la web

http://www.ferventsoftware.com/ Compañía que comercializa una distribución Linux de nombre Studio to Go! orientada al software musical. Fue fundada por los principales desarrolladores de Rosegarden. Por lo tanto de es de extrañar que Studio to Go! vaya acompañada con una versión de Rosegarden con un buen número de extras respecto a las versiones de las distribuciones generalistas.

missing_screenshot
missing_screenshot

The Rosegarden Companion Libro/tutorial de Rosegarden online, que abarca desde la primera vista a la aplicación hasta mostrarte cómo utilizar la mayoría de sus características más avanzadas.

http://rosegarden.sourceforge.net/tutorial/

http://www.rosegardenmusic.com/

missing_screenshot

http://www.hammersound.net/

missing_screenshot

http://linux-sound.org/

missing_screenshot

----

http://mixxx.sourceforge.net/

missing_screenshot

http://essej.net/sooperlooper/

missing_screenshot
{{{ Nota al editor: Figuras opcionales. De la figura 11 se puede suprimir una de las dos fotos. Figuras opcionales, sin ningún orden :
- (2. Pie de foto:) Configuración de soundfonts del QSynth - (6. Pié de página:) El editor de partituras en modo página - (14. Pié de foto:) Vista general de SooperLooper, QJackCtl y su panel de conexiones en un ordenador Mac OS X }}}